22.4 C
Miami
sábado, abril 20, 2024
spot_img

EEUU anuncia que tanques Abrams debutarán pronto en Ucrania

Los esfuerzos de Ucrania para romper las líneas defensivas de Rusia pronto podrían beneficiarse con la tan esperada potencia de fuego: unos 31 tanques M1 Abrams de fabricación estadounidense prometidos por primera vez en enero.

El secretario de Defensa de Estados Unidos, Lloyd Austin, anunció la inminente entrega de los tanques estadounidenses el martes durante una reunión de unas 50 naciones en el Grupo de Contacto de Defensa de Ucrania liderado por Estados Unidos, y dijo que la coalición “continúa moviendo cielo y tierra para conseguirle a Ucrania lo que necesita”

“Eso añadirá otra formidable capacidad de blindaje para unirse a los (tanques Leopard de fabricación alemana) que ya están en el campo de batalla”, añadió.

Hablando por separado, un funcionario de defensa dijo a los periodistas que viajaban con el secretario que los tanques estadounidenses ya están en Europa y comenzarán a cruzar hacia Ucrania en los próximos días.

Las fuerzas ucranianas comenzaron a entrenar con los tanques M1 Abrams en junio.

Y funcionarios militares estadounidenses dijeron a la VOA a principios de este mes que unos 200 soldados ucranianos seguían entrenando en Alemania para mantener su competencia hasta que los tanques estuvieran listos para su entrega

Municiones

Además de los tanques, Estados Unidos también ha estado proporcionando a Ucrania municiones de uranio empobrecido para el M1 Abrams, proyectiles perforantes diseñados para destruir tanques de fabricación soviética, como los que Rusia ha desplegado en el frente de Ucrania.

Y quizás lo que es igualmente importante es que los funcionarios de defensa estadounidenses dicen que cuentan con mecanismos para ayudar a Ucrania a mantener los tanques en el campo de batalla.

“Hemos hecho todo lo posible para establecer condiciones para la estructura de apoyo en Europa a fin de que podamos enviarles piezas de repuesto luego ayudarlos con la reparación de daños de batalla y cosas así”, dijo Douglas Bush, subsecretario interino de adquisiciones, logística y tecnología del ejército estadounidense.

Bush también trató de restar importancia a las preocupaciones sobre el mantenimiento de los tanques M1 Abrams, vistos como una de las capacidades más complicadas compartidas hasta ahora con el ejército de Ucrania.

“Los ucranianos han sido notablemente expertos en el mantenimiento de Strykers y Bradleys (plataformas de vehículos blindados), por ejemplo, mediante tele mantenimiento y apoyo indirecto de nuestra parte”, dijo. “Así que tenemos esperanzas”.

Otros funcionarios occidentales, incluido el general estadounidense Mark Milley, presidente del Estado Mayor Conjunto, también encontraron motivos para el optimismo, a pesar del ritmo relativamente lento de la contraofensiva en curso de Ucrania.

“Ucrania continúa haciendo progresos deliberados y constantes en la liberación de su patria de la ocupación rusa”, dijo Milley, hablando junto a Austin durante una conferencia de prensa en la Base Aérea de Ramstein en Alemania.

Agregó que “hasta la fecha, Ucrania ha liberado más del 54% de su territorio ocupado por Rusia y continúa manteniendo la iniciativa estratégica”.

Milley dijo que Rusia todavía tiene entre 200.000 y 300.000 soldados en Ucrania y que muchos de ellos “no están muy bien entrenados”. Advirtió que el esfuerzo por expulsarlos del territorio ucraniano sigue siendo una “lucha dura”, pero el ejército ucraniano está preparado para ello, incluso si eso significa luchar durante los meses de invierno.

“Rusia ha cometido uno de sus mayores errores estratégicos”, dijo Milley. “Han invadido un país que ha sido libre e independiente, y ese país no se rendirá hasta que ellos también sean libres e independientes una vez más”.

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, dijo en Nueva York, al margen de la Asamblea General de las Naciones Unidas, que la guerra no está “ en un punto muerto”.

“Los ucranianos están ganando terreno”, afirmó. “Han ganado, han hecho retroceder a los rusos una y otra vez, y siguen ganando terreno en el sur y el este”.

Además de la inminente entrega de los tanques M1 Abrams, Estados Unidos y sus aliados están listos para comenzar a entrenar pilotos de combate ucranianos en aviones de combate F-16 de fabricación estadounidense que serán donados por los Países Bajos, Dinamarca y Noruega.

Sin embargo, el martes no se habló de proporcionar a Ucrania misiles de mayor alcance que los funcionarios ucranianos han estado pidiendo.

El presidente ucraniano, Volodymyr Zelenskyy, y otros altos funcionarios han pedido repetidamente misiles capaces de alcanzar objetivos clave detrás de las líneas del frente de Rusia, como el Sistema de Misiles Tácticos del Ejército de fabricación estadounidense, conocido como ATACMS, que puede volar hasta 306 kilómetros.

Funcionarios estadounidenses, que hablaron bajo condición de anonimato, dijeron que Washington ahora está considerando activamente la solicitud, pero hasta ahora, la Casa Blanca se ha opuesto a darle a Ucrania armas que podrían usarse para atacar más allá de las fronteras legales de Ucrania y entrar en territorio ruso.

[Con información de AP, AFP y Reuters]

Related Articles

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Stay Connected

0FansLike
3,913FollowersFollow
0SubscribersSubscribe
- Advertisement -spot_img

Latest Articles